El rap de los palmeros

Qué empeño y qué manía la de los contendientes políticos y la de sus socorristas tertulianos en sacar del error a quien se empeña en despeñarse él solito por el acantilado. —¡Dejadme solo!, ha proclamado el martes don Mariano Rajoy Brey ante el Comité Nacional de los 400 Mudos o palmeros, en expresión ya clásica del Diccionario Popular de la Lengua Vallisoletana. ¿Son brutos? Sí, son muy brutiños, pero a usted qué más le da, hombre de poca fé, cada una se ahorca con sus tripas como quiere. ¿Por qué ese afán en abrirles los ojos? Vale que el...

Read More