Estío de cenizas

Blog de agosto (3). A José María Noguerol, “por lo mucho que hemos sido, por lo que somos y por lo que nos queda por hacer”. Supongo que andará estos días por Ortigueira soñando atardeceres y escribiendo versos. O escribiendo atardeceres y soñando versos. Allí soñé yo también veranos adolescentes, en el alto de la Magdalena, cuando el famoso festival ni siquiera había comenzado a germinar en la mente de Xavier y Ula. Ula, tropical y esquiva, como tú y yo, cosecha del 58, la más inteligente del curso de bachillerato, algún día habrá que recuperar el hilo de...

Read More